Ir directamente al contenido

La reinvención digital, una oportunidad para España

02/10/2017

La digitalización podría suponer para España un incremento del PIB de entre un 1,8% y un 2,3% hasta 2025, según el informe “La reinvención digital: una oportunidad para España”, elaborado por Digital McKinsey con la colaboración de la Fundación Cotec. La economía digital representa hoy en día el 5,6% del PIB de España, que solo está aprovechando el 13,5% de su potencial digital. El estudio fue presentado en julio por la presidenta de Cotec, Cristina Garmendia, y el presidente de McKinsey Iberia, Alejandro Beltrán.

El documento destaca como principales impactos de la digitalización en la economía la optimización de las operaciones y de la cadena de montaje, mejoras en la I+D (equivalente a 64.000 millones de euros) y el desarrollo de productos, en la gestión de recursos y en la eficiencia de los activos, así como un incremento de la oferta y la productividad del empleo. También advierte de que, si bien la digitalización supone una gran oportunidad para el crecimiento del PIB y la productividad, la transición requerirá una reinvención del modelo productivo y cambios en el mercado laboral: casi la mitad de las actividades son potencialmente automatizables con tecnología ya existente.
El grado de automatización, no obstante, dependerá de factores técnicos, económicos y sociales, según recordó la presidenta de Cotec. “La automatización del trabajo no significa necesariamente que los empleos desaparezcan; significa que la naturaleza del empleo cambiará y que muchas actividades se verán sustituidas por otras de mayor valor añadido”, dijo Cristina Garmendia. El presidente de McKinsey Iberia, Alejandro Beltrán, añadió al respecto: “Como ya ha hecho históricamente, la digitalización también generará nuevos puestos de trabajo, y las personas continuarán interactuando con las máquinas para conseguir el crecimiento de PIB per cápita al que aspiramos”.
El estudio mide el nivel de digitalización en España a partir del índice de Digitalización de McKinsey, una metodología ya utilizada en el ámbito internacional que permite comparar el avance de la transición digital en España con otros países europeos y EEUU. Entre los principales obstáculos a la transición digital española, el informe destaca la baja digitalización de algunos sectores económicos y de las pymes, disponer de un ecosistema de startups aún en desarrollo, además de la escasez relativa de inversión en capital riesgo y la falta de capital humano digital.
El informe concluye con una decena de propuestas para acelerar la digitalización en España en el corto plazo. Señala como principal requisito que se produzca un esfuerzo conjunto entre las instituciones públicas, el sector privado y los ciudadanos. Entre otras medidas, propone reducir la burocracia, ayudar a las empresas a financiarse, acelerar la formación digital en todas las etapas de la vida laboral, educar al cliente o incorporar modelos de innovación abiertos.

La “reinvención digital” puede tener un impacto positivo de entre 1 y 2 puntos del PIB hasta 2025

El proceso de digitalización se está acelerando y está transformando la sociedad por completo
La transformación de la sociedad durante los últimos años no tiene precedentes históricos; ¿quién podría haber imaginado el impacto en la sociedad de la expansión de las tecnologías digitales? La digitalización de la economía ha sucedido a través de olas de digitalización que se han ido acelerando. La primera de ellas empezó a mediados de los años 60, cuando las grandes corporaciones empezaron a adoptar el uso de servidores y bases de datos. Dos décadas después, los ordenadores personales permitieron una mayor adopción de la tecnología en las empresas, así como la llegada a los hogares. Con la entrada durante la siguiente década de software para empresas, los ordenadores se convirtieron en una herramienta clave, incrementando significativamente la productividad en los negocios. Más tarde, Internet cambió las comunicaciones, el acceso a información y la compra. El desarrollo de la banda ancha móvil como consecuencia de una mejor infraestructura y de la caída de los costes de adquisición permitirá una conectividad de 24 h, lo que seguido por el auge de las redes sociales ha cambiado la manera de relacionarse de las personas. En la actualidad, nos encontramos con nuevas innovaciones, entre ellas el Internet de las Cosas, el big data y advanced analytics. El ritmo del cambio se está acelerando: las plataformas digitales están proliferando y se están combinando entre sí. Además, los efectos de red y los bajos costes están propulsando nuevas oleadas de innovación, cada día más cortas y rápidas.
Esta aceleración se debe a dos aspectos fundamentales del proceso de digitalización:

  • La rapidez de la implantación de la innovación tecnológica impulsada por la proliferación y expansión de plataformas digitales y la capacidad que ofrece para poder combinar tecnologías de vanguardia como la realidad virtual, la robótica o el big data. Estas tecnologías han establecido un círculo de innovación, ya que se combinan entre sí para crear nuevas oportunidades; por ejemplo la impresión 3D junto con la robótica y el Internet de las Cosas han permitido desarrollar nuevos procesos como la Industria 4.0, cuyas patentes relacionadas se han multiplicado por 12 entre 2010 y 2015.
  • Los efectos de red y los bajos costes marginales. A diferencia de las anteriores olas de digitalización que se basaban en el desarrollo de ordenadores y que, por tanto, experimentaron una adopción más lenta, la fase actual de digitalización se centra en conectividad, plataformas, datos y software. Gracias a los efectos de red inherentes y a los bajos costes asociados a unos productos y servicios que son digitales y no físicos, estos se pueden expandir a una velocidad mucho más rápida.

La transformación digital tiene impacto en todos los ámbitos económicos y sociales
Los gobiernos están migrando gran parte de su actividad a on-line, reduciendo el coste asociado a los servicios que proveen y agilizando tareas que anteriormente eran una carga para los ciudadanos. La era digital está transformando también el mundo de la empresa en muchos aspectos, desde la creación de nuevos modelos de negocio on-line hasta la ayuda a empresas que operan en el mundo físico a ganar escala a una velocidad extraordinaria. Así mismo, los individuos hoy pueden hacer casi todo on-line, desde comprar en sus tiendas favoritas a encontrar trabajo o hacer inversiones. Los jóvenes desarrollan su vida social en sus teléfonos inteligentes, algunos encuentran pareja en Internet e incluso se casan on-line. Además, las nuevas tecnologías dan mayor voz a los ciudadanos, permitiéndoles votar on-line y opinar sobre los presupuestos del Estado, como ocurre ya en Francia, por ejemplo.
En este contexto de innovación acelerada, en España existen empresas que están liderando la trasformación. Además de compañías incumbentes que están impulsando significativamente sus programas digitales y de innovación, como Telefónica o BBVA, asistimos a la creación de nuevas empresas basadas en modelos de negocio digitales. En los últimos años, se ha experimentado un desarrollo significativo de startups de éxito, algunas de las cuales se han expandido a nivel internacional, como Privalia, Wallapop y Cabify, y otras como Ticketbis o Socialpoint han sido adquiridas por grandes multinacionales. En un contexto en el que el foco es Internet, la conectividad, los modelos de negocio peer to peer y las apps, algunas de esas empresas han conseguido un crecimiento significativo y se han convertido en referencia a nivel mundial, como en el caso de Kantox, dedicada a la gestión de divisas y pagos internacionales, y Carto dedicada al análisis geoespacial.
En España se han alcanzado ya muchos hitos en el proceso de digitalización. Cada vez más tareas y actividades están digitalizadas, ayudando a que el país se sitúe por encima de la media europea en parte de las métricas digitales. El 67% de los españoles utilizan Internet frecuentemente, el 44% de las empresas españolas usan las redes sociales y el 98% de los millenials han utilizado Internet en los últimos tres meses. España también ha conseguido encabezar los rankings europeos de inversión en infraestructura de comunicaciones, ocupando el cuarto puesto en la Unión Europea. De acuerdo con el Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI), España se sitúa en el puesto 14, por encima de la media europea, con una evolución positiva en los últimos años. Sin embargo, en 3 de las 5 dimensiones que comprenden el DESI, España aún se encuentra por debajo de la media europea (por debajo de la media, Conectividad, Capital Humano y Uso de Internet; por encima de la media, Integración de la economía digital y Servicios públicos digitales). España destaca especialmente en la métrica de Servicios Públicos Digitales, donde se sitúa en el puesto 6, muy por encima de la media europea.

Existe una fuerte correlación entre el PIB per cápita y el nivel de digitalización de un país
Esta transformación digital tendrá una serie de beneficios económicos y sociales. Por un lado, la digitalización contribuye al crecimiento económico, a la creación de puestos de trabajo y al incremento de la productividad. Por otro, también tiene un impacto positivo en la inclusión y reducción de la pobreza, en la mejora del acceso a la educación y a servicios de salud e incluso en la reducción de las emisiones de CO2.
Para analizar la relación entre la digitalización y el impacto económico, se ha examinado el PIB per cápita y el nivel de digitalización en distintos países, identificándose una fuerte correlación entre ambos. El análisis apunta a que ambas métricas se retroalimentan: cuanta más riqueza tiene un país, más puede invertir en digitalización, y, a su vez, un incremento en digitalización fomenta un mayor crecimiento de la productividad y del PIB.
Además de examinar la relación entre la digitalización y el desarrollo económico en los países, también se puede analizar la misma correlación dentro de los sectores que conforman la economía de un país. Este análisis demuestra una correlación clara entre el incremento de la productividad de un sector y su nivel de digitalización.

Para poder ver el contenido completo tienes que estar suscrito. El contenido completo para suscriptores incluye informes y artículos en profundidad

Inicia sesión Suscríbete

Revista

QUALITAS Abril Mayo 2019

Ver la revista

Lo más leído

La gestión de la innovación en ocho pasos

Gestión Tecnologías

Leer más sobre La gestión de la innovación en ocho pasos

Los nuevos sistemas de producción

Gestión Tecnologías

Leer más sobre Los nuevos sistemas de producción

Mercados tecnológicos

Gestión Tecnologías

Leer más sobre Mercados tecnológicos

Servicios públicos y medio ambiente

Gestión Mercados

Leer más sobre Servicios públicos y medio ambiente

ManpowerGroup, la primera multinacional del sector en recibir el certificado ISO 10667 de Aenor

Gestión Noticias

Leer más sobre ManpowerGroup, la primera multinacional del sector en recibir el certificado ISO 10667 de Aenor

Customización de cookies

Cookies Analytics

Este sitio web utiliza cookies de terceros para cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios del servicio ofertado. Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos o servicios que le ofrecemos por medio de la cookie Google Anlytics

Cookies para compartir en redes sociales

Usamos algunos complementos para compartir en redes sociales, para permitirle compartir ciertas páginas de nuestro sitio web en las redes sociales. Estos complementos colocan cookies para que pueda ver correctamente cuántas veces se ha compartido una página.